David del Rosario. Una persona que quería conocer después de haberle leído.

David del Rosario es un personaje atípico desde distintos ángulos de observación, lo cual ya lo hace interesante. De letras, ingeniero de telecomunicaciones, interesado en la Neurociencia, investigador… todo ello al servicio del ciudadano, de su día a día. Para conocerse a uno mismo, no viene mal conocer el cerebro, el humano, el que gestiona nuestra peripecia vital desde su sistema de valores biológicos, evolutivos. En busca del sentido de la vida El cerebro, dice David y dice bien, no busca la veracidad, sino la coherencia. ¿Con qué? No lo sabemos. Cada cerebro (u organismo, si se prefiere) construye una …

Seguir leyendoDavid del Rosario. Una persona que quería conocer después de haberle leído.

Placebos, nocebos, antiplacebos y antinocebos

Los síntomas expresan en la conciencia el estado fluctuante del proceso evaluativo-motivacional que integra, de modo continuado y contextualizado, la información procedente de los sensores, las memorias y predicciones (creencias y expectativas). Placebo fisiológico. Daño real. Contexto de peligro real El dolor e impotencia funcional generados por un esguince de tobillo indica que opera una evaluación de amenaza y una desmotivación a la acción con ese pie. Si el esguince se produce huyendo de una amenaza real (fuego, un psicópata armado…), el contexto bloquea la respuesta de alerta-protección del tobillo y podremos alejarnos del peligro, sin dolor y con una …

Seguir leyendoPlacebos, nocebos, antiplacebos y antinocebos

Óscar Vilarroya. Somos lo que nos contamos.

Óscar Vilarroya es médico y neurocientífico. Su nuevo libro, «Somos lo que nos contamos», no le defraudará. Somos criaturas narrativas.

Reconocer errores

Los expertos del subsistema inmune saben que no tiene sentido informar a sus huestes del error. A base de vacunas intentan enmendarlo y lo consiguen en bastantes casos, pero no tienen más remedio que «inmunosuprimir».
Los expertos del subsistema neuronal no se plantean la estrategia del diálogo con los circuitos responsables de las decisiones necias. No sólo eso. Aportan información que consolida el error evaluativo.

Escenarios y conductas

Cognición social. Pertenencia. Identificación con la instrucción cultural. Disonancia cognitiva. Miedo al sufrimiento. No es complicado. Es distinto. Todo eso se puede trabajar. Hay que acercarse a la biología del sistema neuroinmune humano. Comprenderla para perder el miedo y echarse unos bailes, aún sabiendo que, a lo mejor, el sistema se resiste a aceptarlo.

Como robots somos una chapuza

¿Qué hace que el robot humano pierda impulso, gana de vivir (moverse)? ¿Cómo llega a esa condición de falta de libertad?
Dicen los expertos que hay muchos robots que salen así de fábrica (genes) y que poco se puede hacer para que cumplan con sus tareas. También sugieren que han llevado mala vida y que hacen lo que no deben.
En GoiGroup pensamos que somos robots chapuceros porque la información que recibimos, sin poder contrastarla, hace que nos comportemos chapuceramente.