La biología medicalizada III: Significado de los síntomas

El síntoma contiene un componente evaluativo: una consideración de las consecuencias de la interacción real o potencial del organismo con el entorno, y otro motivacional: la incitación a una conducta coherente con ese estado evaluativo.

Webinario de dudas con Maite y María (en directo)

Maite Goicoechea y María Jiménez

Primer webinario de resolución de dudas típicas acerca de nuestro abordaje del dolor.

La biología medicalizada II: Síntomas falsos y reales

Continuación de La biología medicalizada I.


La conciencia es un ámbito misterioso en el que el organismo se expresa en forma de percepciones, pensamientos y decisiones.

La conciencia es privada. Si alguien se interesa por lo que otro siente, piensa y decide, tiene que preguntar.

– ¿Cómo se siente? ¿Qué piensa? ¿Qué ha decidido hacer?

Síntomas

Los médicos denominan a los contenidos de la conciencia «síntomas».

En muchas ocasiones los pacientes se sienten enfermos, con «síntomas» de enfermedad.

– Me duele todo. Estoy cansado. No me concentro. No tengo ánimos para hacer nada.

Seguir leyendo

La biología medicalizada: I

Muchos profesionales dan por sentado que, si hay dolor, hay inflamación, aunque no haya rubor, tumor ni calor y prescriben antiinflamatorio. El ibuprofeno puede que le ayude a sentirse mejor, pero no a proteger y regenerar la zona dañada.

Sistema neuroinmune y cultura

El sistema neuroinmune gestiona la seguridad de los tejidos y la provisión de las condiciones necesarias (homeostasis) para su buen funcionamiento. Cuando los tejidos sufren daños, los repara y, cuando están sometidos a condiciones de estrés, los adapta para superar la condición adversa (alostasis).

El organismo es una república celular (Jesús Mosterín). El sistema neuroinmune es el que lo gobierna. Como sucede con los gobiernos de las repúblicas de individuos humanos, varias estirpes celulares se dedican a esa gestión. Se dedican a la política. Legislan, juzgan y penalizan el incumplimiento de las leyes.

Seguir leyendo

Interacciones

Un organismo es un complejo sistema adaptativo, más complejo de lo que uno puede llegar a imaginar. La complejidad no se define únicamente por el número de componentes que participan en el sistema, sino también por las interacciones bidireccionales que se dan entre todos ellos. El todo es, siempre, más que la suma de las partes.