El mareo. ¡Qué mareo!

  Un amigo me pidió ayer ayuda. – Tengo mareo. Me han mandado al neurólogo. ¿Qué hago? He sido un gran mareado. Antes de caer en la cuenta de que sentimos la residencia en el organismo en función de la idea que el propio organismo se construye de sí mismo, padecí el calvario del mareo.Sigue leyendo «El mareo. ¡Qué mareo!»

Educación en terapias

  Las últimas décadas han aportado un caudal de conocimiento notable sobre la actividad de las neuronas, organizadas en red, y su contribución a la gestión física y social del organismo. Este nuevo conocimiento contiene un cambio radical potencial en la concepción del dolor y en el afrontamiento por parte del profesional y del propioSigue leyendo «Educación en terapias»

Explicaciones a demanda

  El proceso del dolor, como corresponde a cualquier percepción, es complejo. Los pacientes preguntan sobre su origen y esperan una contestación breve, simple, comprensible, aceptable. Los profesionales, una vez se ha descartado un origen que justifica y explica el dolor debidamente, disponen de un limitado conjunto de posibles causas, aplicables a territorios corporales concretos.Sigue leyendo «Explicaciones a demanda»