>El primer cerebro del día

> Ya he comentado que existen innumerables cerebros, adaptados a cada momento, lugar y circunstancia. Cada cerebro es un estado de conectividad que se despliega sincronizando los disparos de una población de puntos de unión neuronal (sinapsis). Al cerebro de la noche, el de los sueños, le sigue el cerebro del arranque, el que evalúa la situación del organismo de cara a iniciar un nuevo día. Después de estar horizontales y apagados en una superficie exigua de la que casi nunca nos caemos, el cerebro del despertar nos enciende las luces de la consciencia, abre el paso a las señales …

Seguir leyendo

>Sistema Nervioso congénito y adquirido

> Nacemos con circuitos y programas ya conformados en la red neuronal. Determinados estímulos darán lugar a respuestas reflejas, predecibles, obligadas. Un estímulo inofensivo táctil aplicado cerca de los labios generará en el recién nacido una acción de chupeteo. La manita se cerrará sobre el dedo de la madre. Un estímulo ofensivo producirá una retirada enérgica de la zona ofendida.  El recién nacido dispone de un Sistema Nervioso Congénito, programado. Los circuitos que lo forman seguirán siempre activos. No se eliminan con el desarrollo. No evolucionan ni se modifican. Los estímulos y las respuestas quedan enlazados a perpetuidad, inmutables. Sin …

Seguir leyendo

>Salvar el músculo…

> Desde la perspectiva de que el dolor proviene siempre de allí donde se siente y que si duele tras la actividad, estamos cansados aun sin habernos esforzado, dormimos poco y mal y no recuperamos energía ni reposo muscular, es lógico que concluyamos que el dolor generalizado es cosa «músculoesquelética». Sólo queda palpar los músculos para desenmascarar y objetivar el cuerpo del delito. Si palpamos músculos y obtenemos 11 puntos dolorosos la cosa está clara: es fibromialgia. Son los músculos. Para los padecientes está claro. No dan la talla. Están doloridos, desfondados, sin energía, sensibles, inflamados. Hay que recuperarlos con …

Seguir leyendo

>Musculo y cerebro

>                               Jacqueline Du Pré Dolor muscular, dolor musculoesquelético, contracturas, puntos miofasciales, sobrecargas, distensiones… son términos usados y abusados sobre los que, más bien, conocemos poco. El músculo se lleva la palma de las culpas del dolor crónico. Basta provocar dolor con la palpación profunda para concluir que hemos dado con la clave: el dolor sale de este músculo. Realmente el dolor nunca sale de ningún músculo ni de ningún otro tejido. Del músculo sale información, señales que deben ser interpretadas. Estas señales pueden ser de sufrimiento …

Seguir leyendo

>Creencias y saberes

>  Louis Pasteur Ante cualquier cuestión pueden orbitar todo tipo de creencias o, mejor dicho, ante cualquier creencia pueden orbitar todo tipo de cuestiones… Creo en los fármacos… para todo, en la homeopatía para todo, en las agujas para todo… Todo puede estar referido al credo abrazado por uno… al menos por un tiempo, el que persiste la apariencia de eficacia:  – YO sólo sé que (de momento) me funciona Las creencias sobre organismo pueden ser variopintas y evanescentes, cambiantes, caprichosas.  – ¿Por qué no pruebas? No todo (para todo) es siempre creíble. Pocos ciudadanos aceptarían tratarse una meningitis bacteriana …

Seguir leyendo

>Y sin embargo… no duele

> En estos días he visto a dos pacientes con parálisis cerebral con secuelas severas. Su cerebro dañado organiza el movimiento con contracturas, sacudidas y un baile continuo de torsiones sin propósito. No hay nada que corresponda a una postura normal. Todo está deformado. Las curvas y rectas de la columna no son las que mandan los cánones. Una resonancia de sus huesos, imposible de realizar por la presencia continua de movimiento, mostraría todo tipo de «desgastes», degeneraciones discales, deformidades… – ¿Duele? – No Conozco a dos pacientes con osteogénesis imperfecta. Sus huesos son frágiles y han sufrido múltiples fracturas que …

Seguir leyendo