>Arresto domiciliario

>Los seres vivos distribuyen su tiempo entre la «casa» y «la calle». La casa es un refugio, un lugar seguro, preservado de temperaturas extremas y depredadores. La calle es un lugar ambivalente: allí están los alimentos y los ligues pero el tiempo puede ser inclemente y los depredadores están al acecho. El cerebro dispone de un programa que invita a quedarse en casa y otro que fuerza al individuo a salir de caza (comida y pareja). El programa «no salgas» se activa cuando las condiciones externas son adversas (peligro o carencias) o el cuerpo no está para muchos trotes (lesión-enfermedad). …

Seguir leyendo

>Cámara, ¡acción!

> «En el principio fue la acción», recordaba oportunamente Goethe. Homo sapiens (ma non troppo) se gusta oyéndose hablar y considera que todo proviene del verbo, de la palabra: «en el principio fue el verbo…». Las palabras, según quien las diga, parecen estar dotadas de la facultad mágica de crear.Desde el punto de vista evolutivo, todo se entiende mejor dando la razón a Goethe. El movimiento con un propósito es una característica básica de los seres vivos.El paramecio es un protozoo, un ser vivo unicelular. Vive en charcas y se mueve de aquí para allá con el propósito de encontrar …

Seguir leyendo