>El poder de la imaginación

>La palabra poder es peligrosa. El tiempo y el uso han cambiado su verdadero sentido. En origen se refería a capacidad potencial pero se ha cargado de arrogancia y presunción. El poder (ilimitado) de la imaginación confundió las mentes revolucionarias del Mayo francés del 68 exigiendo violentamente el derribo de las estructuras manifiestamente mejorables del poder para sustituirlas por la imaginación: «imaginación al poder»; «exijamos lo imposible». La afirmación de que la imaginación tiene poder indica simplemente que está dotada de una capacidad potencial. Nos permite especular sobre la realidad, representarla en un escenario virtual y empujarla o contenerla con …

Seguir leyendo>El poder de la imaginación

>En sí…¿qué cosa es la migraña?

> Tendemos a atribuir a una crisis migrañosa una consistencia, un algo que está ahí en la cabeza generando sufrimiento. ¿Qué es, en realidad ese algo? Tratemos de imaginar cómo vive la crisis el cerebro:    – Individuo en ordenador. Estrés. Peligro cabeza. Probabilidad destrucción violenta. Necrosis. Activar alarma. Encender nociceptores en meninges. Aumentar aporte sanguíneo. Apagar filtro de paso de señal en núcleo de trigémino. Apagar neuronas OFF. Encender neuronas ON. Prioridad absoluta a integridad física cabeza. Consultar archivos sobre episodios previos. Suprimir objetivo individuo. Nivel 1.                        y…el …

Seguir leyendo>En sí…¿qué cosa es la migraña?

>Immanuel Kant

> Tuve la fortuna de tener por vecino a Vicente Carrión, un profesor de instituto de Filosofía. Un día me dijo que yo era kantiano.  Tenía dejada de lado la Filosofía desde los tiempos del bachillerato y de Kant sólo recordaba que era complicado entenderlo y la sugerencia ética del imperativo categórico: «actúa solamente según aquella máxima que puedas querer que se convierta en una ley universal» (junto a la versión cómica del examinando que citaba el «aperitivo categórico»). Me explicó, con sus maneras de buen profesor de instituto, las razones de mi impregnación kantiana:  Mi convicción de que no …

Seguir leyendo>Immanuel Kant